Consejos para elegir el mejor sistema de calefacción para nuestro hogar

Calefacción y climatización

Se cercan los meses más fríos del año y es posible que nos resulte difícil elegir el mejor sistema de calefacción y climatización para nuestra vivienda ya que en el mercado existen tipos muy variados y esto puede hacernos dudar sobre cuál elegir.

 

Antes de instalar un sistema de calefacción es importante que tengas en cuenta factores como si es un piso o una casa unifamiliar, su tamaño, dónde se encuentra, si está bien aislada o no, la orientación, el coste de la instalación y su mantenimiento, etc. Estos factores son fundamentales a la hora de decidirse por un sistema de calefacción u otro.

Para ayudarte a tomar la mejor decisión hacemos un repaso por algunos de los sistemas de calefacción disponibles.

calefacción y climatización

BOMBAS DE CALOR

Los sistemas de aire son ideales para zonas con temperaturas suaves ya que su rendimiento se ve afectado cuando la temperatura baja de los cuatro grados centígrados. Así, si en el lugar donde vives los inviernos son especialmente crudos, lo mejor es considerar otro tipo de calefacción.

Para funcionar, obtienen la energía del aire, del agua o de la tierra y la transportan hacia el interior de la vivienda.Pueden usarse tanto para enfriar como para calentar, aunque son menos eficientes que otros sistemas de calefacción ya que un aparato solo calentará la habitación en la que se encuentre, por lo que si quieres mantener todo tu hogar caliente, tendrás que instalar varios aparatos de aire acondicionado en las diferentes estancias.

Sin embargo, puede ser una buena solución para aquellos hogares en los que no se desee realizar una gran inversión en calefacción.

CALEFACCIÓN DE GAS
Este sistema es el más utilizado en nuestro país. Permite calentar de forma homogénea toda la vivienda incluso en zonas con climas muy fríos.

Dentro de este tipo de calefacción hay que distinguir entre la clásica bombona de gas butano y el suministro de gas natural.

La ventaja de este tipo de calefacción es que en la actualidad es la más económica del mercado ya que frente al coste de la electricidad, el precio del gas es mucho más bajo. 

calefacción y climatización

La instalación de gas natural es más cara que la calefacción eléctrica, aunque luego es más rentable porque tiene un consumo menor. El precio dependerá del tipo de caldera y de la elección entre radiadores o suelo radiante.

La desventaja de este tipo de calefacción la encontramos cuando funcionan con gas butano. Además de la dependencia de las bombonas y su limitación, desprenden un olor fuerte que puede ser tóxico por lo que requiere de buena ventilación y el control de la mano de profesionales.

SUELO RADIANTE PARA CALEFACCIÓN Y CLIMATIZACIÓN 

El suelo radiante es un sistema de calefacción instalado debajo del pavimento que proporciona calor de forma uniforme lo que permite una temperatura más homogénea. Se trata de un sistema de calefacción cada vez más habitual y es una buena opción si podemos hacer frente al desembolso y estamos realizando una reforma en casa. Además, al no tener que poner radiadores, permite aprovechar más el espacio y puede llegar a consumir un 20% menos que un sistema de calefacción tradicional ya que la temperatura con la que funciona para calentar el agua es baja y esto abaratará la factura.

Se trata de un sistema eficiente en cuanto a su rendimiento y respetuoso con el medio ambiente. Su principal desventaja es el precio de instalación, aunque la inversión inicial puede recuperarse a corto plazo.

estufas calefacción, climatización

ESTUFAS DE BIOMASA

La calefacción por biomasa es un sistema de calefacción que utiliza materiales orgánicos como la madera, cáscaras de frutos secos, huesos de aceituna o los pellets para su funcionamiento. El pellet es un producto totalmente natural elaborado a base de serrín. Su precio es la mitad que el del gasoil, es menos contaminante y más seguro.

Tienen un gran poder calorífico y son más ecológicas. La calefacción por biomasa es un sistema muy limpio, si bien la inversión inicial es elevada, las tarifas del combustible son más económicas por lo que la inversión realizada puede recuperarse en un periodo de tiempo relativamente corto.

Para poder disponer de este tipo de calefacción, necesitamos disponer de espacio de almacenaje para guardar el combustible.

CALEFACCIÓN ELÉCTRICA

La calefacción eléctrica es uno de los tipos de calefacción más habituales en nuestro país. Es recomendable cuando la vivienda se sitúa en un lugar donde no hace demasiado frío o en inmuebles donde no se haga un uso frecuente de la calefacción, ya que principal desventaja es el precio, ya que aunque la instalación es económica el aumento en la factura de la luz será considerable.

Una de las ventajas de este tipo de calefacción es que se trata de energía limpia. No corremos riesgos de pérdidas de gas ni de otras sustancias tóxicas para la salud. Además, no dependemos de la compra de combustible (bombonas, pellets, madera…), ya que el suministro eléctrico es continuo.

 

En Link to Fix podrás pedir presupuesto a diversos profesionales que te ayudarán a elegir el mejor sistema de calefacción para tu hogar, además, ¡darse de alta en Link to Fix es gratis, descárgate la aplicación y date de alta ahora y aprovéchate de sus beneficios!

¿Te ha gustado?

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on linkedin

Deja un comentario

Abrir chat
Hola, ¿En que puedo ayudarte?